1. ¡Aclame al Señor la tierra entera,

2. sirvan al Señor con alegría, lleguen a él, con cánticos de gozo!

3. Sepan que el Señor es Dios, él nos hizo y nosotros somos suyos, su pueblo y el rebaño de su pradera.

4. ¡Entren por sus puertas dando gracias, en sus atrios canten su alabanza. Denle gracias y bendigan su nombre!

5. "Sí, el Señor es bueno, su amor dura por siempre, y su fidelidad por todas las edades".





“Dirás tu o mais belo dos credos quando houver noite em redor de ti, na hora do sacrifício, na dor, no supremo esforço duma vontade inquebrantável para o bem. Este credo é como um relâmpago que rasga a escuridão de teu espírito e no seu brilho te eleva a Deus”. São Padre Pio de Pietrelcina