30. Así que hubo concluido Isaac de bendecir a Jacob, y justo cuando acababa de salir Jacob de la presencia de su padre Isaac, llegó su hermano Esaú de su cacería.




Visite nossa livraria



“Não sejamos mesquinhos com Deus que tanto nos enriquece.” São Padre Pio de Pietrelcina