Talált 365 Eredmények: desierto

  • Parieron de Sucot y acamparon en Etán, que está en los confines del desierto. (Números 33, 6)

  • Partieron de Pi Hajirot, pasaron por medio del mar hacia el desierto y, después de tres días de camino en el desierto de Etán, acamparon en Mará. (Números 33, 8)

  • Partieron del mar Rojo y acamparon en el desierto de Sin. (Números 33, 11)

  • Partieron del desierto de Sin y acamparon en Dofca. (Números 33, 12)

  • Partieron de Rafidín y acamparon en el desierto del Sinaí. (Números 33, 15)

  • Partieron del desierto del Sinaí y acamparon en Quibrot Hattaavá. (Números 33, 16)

  • Partieron de Asiongaber y acamparon en el desierto de Sin, que es Cades. (Números 33, 36)

  • La región meridional de vuestra heredad empezará en el desierto de Sin, que confina con Edón. Vuestra frontera meridional, por la parte oriental, arrancará del extremo del mar Muerto. (Números 34, 3)

  • Éstas son las palabras que Moisés dirigió a todo Israel cuando todavía estaba al otro lado del Jordán, en el desierto, en la Arabá, que está frente a Suf, entre Parán, Tofel, Labán, Jaserot y Di Zahab. (Deuteronomio 1, 1)

  • Salimos del Horeb, recorrimos todo el vasto y temible desierto que habéis visto, camino de la montaña de los amorreos, según nos había ordenado el Señor, nuestro Dios, y llegamos a Cades Barne". (Deuteronomio 1, 19)

  • y en el desierto, donde el Señor, tu Dios, te sostenía, como un padre sostiene a su hijo, durante todo el camino recorrido hasta llegar aquí. (Deuteronomio 1, 31)

  • Vosotros volveos y partid hacia el desierto, camino del mar Rojo. (Deuteronomio 1, 40)


“A sua função é tirar e transportar as pedras, e arrancar os espinhos. Jesus é quem semeia, planta, cultiva e rega. Mas seu trabalho também é obra de Jesus. Sem Ele você nada pode fazer.” São Padre Pio de Pietrelcina