Löydetty 165 Tulokset: oído

  • no me ocultes tu rostro en el momento del peligro; inclina hacia mí tu oído, respóndeme pronto, cuando te invoco. (Salmos 102, 3)

  • porque inclina su oído hacia mí, cuando yo lo invoco. (Salmos 116, 2)

  • Hemos oído que eres un guerrero valiente y digno de nuestra amistad. (I Macabeos 10, 19)

  • prestando oído a la sabiduría e inclinando tu corazón al entendimiento; (Proverbios 2, 2)

  • Hijo mío, presta atención a lo que te digo, inclina tu oído a mis palabras. (Proverbios 4, 20)

  • Hijo mío, atiende a mi sabiduría, inclina tu oído a mi inteligencia, (Proverbios 5, 1)

  • El oído atento a una advertencia saludable se hospedará en medio de los sabios. (Proverbios 15, 31)

  • El malhechor hace caso a la maledicencia, el mentiroso presta oído a la lengua maligna. (Proverbios 17, 4)

  • Un corazón inteligente adquiere conocimiento, y el oído de los sabios busca la ciencia. (Proverbios 18, 15)

  • El oído que oye y el ojo que ve: ambas cosas las hizo el Señor. (Proverbios 20, 12)

  • Palabras de los sabios. Inclina tu oído, escucha mis palabras, y presta atención a mi experiencia: (Proverbios 22, 17)

  • Si uno aparta su oído para no oír la Ley, hasta su plegaria es una abominación. (Proverbios 28, 9)


“Quando fizer o bem, esqueça. Se fizer o mal, pense no que fez e se arrependa.” São Padre Pio de Pietrelcina