1. Hermanos, no quiero que ignoréis lo tocante a los dones espirituales.

2. Sabéis bien que cuando erais paganos os dejabais arrastrar irresistiblemente por los ídolos mudos.

3. Por eso os manifiesto que nadie, movido por el Espíritu de Dios, puede decir: "Maldito sea Jesús"; y nadie puede decir: "Jesús es el Señor", si no es movido por el Espíritu.

4. Hay diversidad de dones espirituales, pero el Espíritu es el mismo;

5. diversidad de funciones, pero el mismo Señor;

6. diversidad de actividades, pero el mismo Dios, que lo hace todo en todos.

7. A cada cual se le da la manifestación del Espíritu para el bien común.

8. Así, el Espíritu a uno le concede hablar con sabiduría; a otro, por el mismo Espíritu, hablar con conocimiento profundo;

9. el mismo Espíritu a uno le concede el don de la fe; a otro el poder de curar a los enfermos;

10. a otro el don de hacer milagros; a otro el decir profecías; a otro el saber distinguir entre los espíritus falsos y el Espíritu verdadero; a otro hablar lenguas extrañas, y a otros saber interpretarlas.

11. Todo esto lo lleva a cabo el único y mismo Espíritu, repartiendo a cada uno sus dones como quiere.

12. Del mismo modo que el cuerpo es uno, aunque tiene muchos miembros, y todos los miembros del cuerpo, con ser muchos, forman un cuerpo, así también Cristo.

13. Porque todos nosotros, judíos y griegos, esclavos y libres, fuimos bautizados en un solo Espíritu, para formar un solo cuerpo. Y todos hemos bebido del mismo Espíritu.

14. Porque el cuerpo no es un miembro, sino muchos.

15. Aunque el pie diga: "Como no soy mano, no soy del cuerpo", no por eso deja de ser del cuerpo.

16. Aunque el oído diga: "Como no soy ojo, no soy del cuerpo", no por eso deja de ser del cuerpo.

17. Si todo el cuerpo fuese ojo, ¿dónde estaría el oído? Si todo oído, ¿dónde estaría el olfato?

18. Pero Dios ha dispuesto cada uno de los miembros del cuerpo como ha querido.

19. Y si todos fueran un solo miembro, ¿dónde estaría el cuerpo?

20. Hay muchos miembros, pero un solo cuerpo.

21. El ojo no puede decir a la mano: "No te necesito"; ni la cabeza a los pies: "No os necesito".

22. Más aún, los miembros aparentemente más débiles son los más necesarios;

23. y a los que parecen menos dignos, los rodeamos de mayor cuidado; a los que consideramos menos presentables los tratamos con mayor recato,

24. lo cual no es necesario hacer con los miembros más presentables. Y es que Dios hizo el cuerpo, dando mayor honor a lo menos noble,

25. para evitar divisiones en el cuerpo y para que todos los miembros se preocupen unos de otros.

26. Así, si un miembro sufre, con él sufren todos los miembros; si un miembro recibe una atención especial, todos los miembros se alegran.

27. Ahora bien, vosotros sois el cuerpo de Cristo, y cada uno por su parte es miembro de ese cuerpo.

28. Y así Dios ha puesto en la Iglesia en primer lugar a los apóstoles; en segundo lugar, a los profetas; en tercero, a los maestros; luego, los que tienen el poder de hacer milagros; después, los que tienen el don de curar, de asistir a los necesitados, de gobernar, de hablar lenguas extrañas.

29. ¿Son todos apóstoles? ¿O todos profetas? ¿O todos maestros? ¿Tienen todos el poder de hacer milagros?

30. ¿Tienen todos el don de curar? ¿Hablan todos lenguas? ¿O todos las interpretan?

31. Ambicionad dones más altos. Pero os voy a mostrar un camino, que es el mejor.



Livros sugeridos


“Não se desencoraje, pois, se na alma existe o contínuo esforço de melhorar, no final o Senhor a premia fazendo nela florir, de repente, todas as virtudes como num jardim florido.” São Padre Pio de Pietrelcina

Newsletter

Receba as novidades, artigos e noticias deste portal.