1. Se me comunicó esta palabra de Yavé:

2. "Vuelve tu mirada hacia la montaña de Seir y profetiza contra ella. Así le dirás

3. de parte de Yavé: Aquí estoy para extender mi mano sobre ti, montaña de Seir, te convertiré en ruinas y en desierto.

4. Tus ciudades serán arrasadas, te transformarás en un desierto y sabrás que yo soy Yavé.

5. Con tu odio de siempre, condenaste a los israelitas a la espada en el tiempo de la prueba, cuando puse término a sus pecados.

6. Por eso, tan cierto como que vivo, dice Yavé, puesto que has hecho derramar sangre, la sangre te perseguirá.

7. Convertiré a la montaña de Seir en ruinas y en desierto, y eliminaré de ella toda presencia humana.

8. Tus montañas se cubrirán de cadáveres; habrá víctimas de la espada en tus colinas, en los valles y en todos los barrancos.

9. Te arruinaré para siempre y tus ciudades nunca más serán habitadas; entonces sabrás que yo soy Yavé.

10. ¿Cómo pudiste decir: "Las dos naciones son mías, su tierra ahora me pertenece"? ¡Siendo que allí está Yavé!

11. Tan cierto como que yo vivo, dice Yavé, que mi cólera y mi celo serán tan grandes como el odio que tuviste hacia ellos; me daré a conocer a ti el día que te juzgue.

12. Sabrás que yo, Yavé, escuchaba todos tus insultos. Pues decías: "¡Están totalmente arruinadas, todo será para nosotros!"

13. Tuviste conmigo palabras muy despreciativas y yo lo entendí.

14. Así habla Yavé: a ti te convertiré en una ruina, mientras el resto del mundo disfrutará de alegría.

15. ( ) Serán arrasados no sólo la montaña de Seir sino todo Edom. Y sabrán que yo soy Yavé.



Livros sugeridos


“Diante de Deus ajoelhe-se sempre.” São Padre Pio de Pietrelcina

Newsletter

Receba as novidades, artigos e noticias deste portal.