16. Lleva escrito un nombre en su manto y en su muslo: Rey de Reyes y Señor de Señores.




“É preciso amar, amar e nada mais”. São Padre Pio de Pietrelcina