Löydetty 139 Tulokset: escucha

  • Escucha mi súplica, Yahveh, presta oído a mi grito, no te hagas sordo a mis lágrimas. Pues soy un forastero junto a ti, un huésped como todos mis padres. (Salmos 39, 13)

  • Escucha, hija, mira y pon atento oído, olvida tu pueblo y la casa de tu padre, (Salmos 45, 11)

  • «Escucha, pueblo mío, que hablo yo, Israel, yo atestiguo contra ti, yo, Dios, tu Dios. (Salmos 50, 7)

  • oh Dios, escucha mi oración, atiende a las palabras de mi boca! (Salmos 54, 4)

  • Escucha, oh Dios, mi oración, no te retraigas a mi súplica, (Salmos 55, 2)

  • Dios escucha y los humilla, él, que reina desde siempre. Pero ellos sin enmienda, y sin temor de Dios. (Salmos 55, 20)

  • ¡Escucha, oh Dios, mi clamor, atiende a mi plegaria! (Salmos 61, 2)

  • Escucha, oh Dios, la voz de mi gemido, del terror del enemigo guarda mi vida; (Salmos 64, 2)

  • Porque Yahveh escucha a los pobres, no desprecia a sus cautivos. (Salmos 69, 34)

  • Mi voz hacia Dios: yo clamo, mi voz hacia Dios: él me escucha. (Salmos 77, 2)

  • Poema. De Asaf. Escucha mi ley, pueblo mío, tiende tu oído a las palabras de mi boca; (Salmos 78, 1)

  • Pastor de Israel, escucha, tú que guías a José como un rebaño; tú que estás sentado entre querubes, resplandece (Salmos 80, 2)


“Quanto maiores forem os dons, maior deve ser sua humildade, lembrando de que tudo lhe foi dado como empréstimo.”(Pe Pio) São Padre Pio de Pietrelcina