2. Hasta en los esclavos y las esclavas derramaré mi espíritu aquellos días.





“A cada vitória sobre o pecado corresponde um grau de glória eterna”. São Padre Pio de Pietrelcina