17. Edom parará en desolación: todo el que pase a su vera se asombrará y silbará al ver todas sus heridas.




“De que vale perder-se em vãos temores?” São Padre Pio de Pietrelcina