18. Aquel día, las montañas destilarán vino nuevo y manará leche de las colinas; por todos los torrentes de Judá correrán las aguas, y brotará un manantial de la Casa del Señor, que regará el valle de las Acacias.





“Temos muita facilidade para pedir, mas não para agradecer”. São Padre Pio de Pietrelcina