1. El día veintidós del primer mes del año dieciocho se trató en el palacio de Nabucodonosor, rey de Asiria, de vengarse de todas las naciones, como lo había prometido.

2. Convocó a los ministros y a los nobles, y tuvo con ellos un consejo secreto. Él mismo expuso todos los planes contra las regiones.

3. Y decidieron exterminar a todos los que habían despreciado las palabras del rey.

4. Apenas terminó el consejo, Nabucodonosor, rey de Asiria, llamó a Holofernes, general jefe de su ejército, y le dijo:

5. "Esto dice el rey grande, el señor de toda la tierra: Mira, al salir de mi presencia, reúne contigo hombres de valor probado, unos ciento veinte mil de infantería y gran número de caballos con doce mil jinetes,

6. y marcha contra toda la región occidental, por haberse opuesto a mis planes.

7. Diles que se rindan, porque iré enfurecido contra ellos; con los pies de mis soldados cubriré toda la tierra y la entregaré al pillaje.

8. Los heridos llenarán los valles, y los cadáveres desbordarán los torrentes y los ríos.

9. Los llevaré cautivos hasta el fin del mundo.

10. Anda y conquista para mí todos sus territorios; se entregarán a ti, pero tú guárdamelos para el día del castigo.

11. No te compadezcas de los que no quieran rendirse; entrégalos a la muerte y al pillaje en toda la tierra.

12. Lo juro por mi vida y por el poderío de mi imperio: lo que he dicho, lo realizaré con mi mano.

13. Y tú no quebrantes las órdenes de tu señor, sino ejecútalas escrupulosamente, como te he mandado, y realízalas pronto".

14. Holofernes salió y convocó a los generales, capitanes y oficiales del ejército asirio.

15. Conforme a las órdenes recibidas de su señor, contó ciento veinte mil guerreros escogidos para la lucha y doce mil arqueros de a caballo,

16. a los que formó en orden de batalla.

17. Se hizo con cantidades incontables de camellos, asnos y mulos, acémilas e innumerables ovejas, bueyes y cabras para el abastecimiento.

18. Cada hombre recibió abundantes provisiones y gran cantidad de oro y plata facilitados por la casa real.

19. Ante la presencia del rey Nabucodonosor partió la expedición de Holofernes con su ejército para invadir todos los países occidentales con sus carros, caballería y soldados escogidos de infantería.

20. Le seguía una muchedumbre numerosa como la langosta y como la arena de la tierra, tan numerosa que no podía contarse.

21. Durante la primera etapa, de tres días, llegaron desde Nínive a la llanura de Bectilet, y después de Bectilet acamparon junto a las montañas que están a la izquierda de la alta Cilicia.

22. Desde allí penetró con su ejército, infantería, caballería y carros, en la región montañosa.

23. Redujo a cenizas a Put y Lidia, saqueó a los habitantes de Rassis y a los de Ismael, que vivían en el desierto, al sur de Jeleón.

24. Pasó el Éufrates, atravesó Mesopotamia y arrasó todas las ciudades fortificadas enclavadas junto al río Abrona, hasta el mar.

25. Se apoderó de Cilicia, deshaciéndose de todos los que le ofrecían resistencia; llegó al país de Jafet, al sur, cara a la Arabia;

26. cercó a los madianitas, incendió sus tierras y tomó en botín sus ganados.

27. Bajó a la llanura de Damasco durante la siega e incendió sus campos, dispersó sus ovejas y sus bueyes, saqueó sus ciudades, devastó sus campiñas y pasó al filo de la espada a todos los jóvenes.

28. El temor y el pánico se apoderaron de todos los habitantes del litoral: de los habitantes de Sidón y Tiro, de Sur y Ocina y Yamnia. Los de Asdod, Ascalón y Gaza estaban aterrados.



Livros sugeridos


A firmeza de todo o edifício depende da fundação e do teto! São Padre Pio de Pietrelcina

Newsletter

Receba as novidades, artigos e noticias deste portal.