37. Por culpa vuestra Yahveh se irritó también contra mí y me dijo: «Tampoco tú entrarás allí.




“Pense em Jesus flagelado por amor a você, e ofereça com generosidade um sacrifício a Ele”. São Padre Pio de Pietrelcina