25. Se volvió hacia Jesús y le preguntó: «Señor, ¿quién es?»




“O amor sem temor torna-se presunção.” São Padre Pio de Pietrelcina