12. Zébaj y Salmuná huyeron; pero Gedeón los persiguió, e hizo prisioneros a los dos reyes de Madián, Zébaj y Salmuná, y derrotó a todo su ejército.





“Temos muita facilidade para pedir, mas não para agradecer”. São Padre Pio de Pietrelcina