Encontrados 42 resultados para: seca

  • El año seiscientos uno de la vida de Noé, en el primer día del primer mes, las aguas desaparecieron de la tierra. Noé quitó la cubierta del arca y miró fuera, y vio que la superficie de la tierra estaba seca. (Génesis 8, 13)

  • El día ventisiete del segundo mes, la tierra estaba ya seca. (Génesis 8, 14)

  • lo tomaron y lo arrojaron a una cisterna que estaba seca, sin agua. (Génesis 37, 24)

  • en cambio, toda ofrenda amasada en aceite o seca, se dará a todos los hijos de Aarón, en proporciones iguales. (Levítico 7, 10)

  • Ahora tenemos la gargante seca, y no hay nada, absolutamente nada más que ese maná en el horizonte! (Números 11, 6)

  • Aún en su verdor, antes de que lo corten, se seca más pronto que cualquier hierba. (Job 8, 12)

  • ¿Quieres asustar a una hoja que arrastra el viento o perseguir a una paja seca (Job 13, 25)

  • Mi garganta está seca como teja, y al paladar mi lengua está pegada: ya están para echarme a la sepultura. (Salmos 22, 16)

  • Oh Dios, tú eres mi Dios, a ti te busco, mi alma tiene sed de ti; en pos de ti mi carne languidece cual tierra seca, sedienta, sin agua. (Salmos 63, 2)

  • en la mañana viene la flor y se abre y en la tarde se marchita y se seca. (Salmos 90, 6)

  • como hierba segada, mi corazón se seca y hasta me olvido de comer mi pan; (Salmos 102, 5)

  • Abrió la roca y las aguas brotaron, y por la tierra seca corrían como ríos. (Salmos 105, 41)

“O Senhor se comunica conosco à medida que nos libertamos do nosso apego aos sentidos, que sacrificamos nossa vontade própria e que edificamos nossa vida na humildade.” São Padre Pio de Pietrelcina