1. Del maestro de coro. «No destruyas.» Salmo. De Asaf. Cántico.

2. Te damos gracias, oh Dios, te damos gracias, invocando tu nombre, tus maravillas pregonando.

3. «En el momento en que decida, yo mismo juzgaré con rectitud.

4. Se estremece la tierra con todos sus habitantes, mas yo sostengo sus columnas.

5. «Digo a los arrogantes: ¡Fuera arrogancias!, y a los impíos: ¡No levantéis la frente,

6. no levantéis tan alto vuestra frente, no habléis con un cuello de insolencia!»

7. Pues ya no es por oriente ni por occidente, ya no por el desierto de los montes,

8. por donde Dios, el juez, a uno abate y a otro exalta:

9. sino que hay una copa en la mano de Yahveh, y de vino drogado está lleno el brebaje: él lo escanciará, y sorberán hasta las heces, lo beberán todos los impíos de la tierra.

10. Y yo lo anunciaré por siempre, salmodiaré para el Dios de Jacob;

11. quebraré toda frente de los impíos, y la frente del justo se alzará.



Livros sugeridos


“O Anjo de Deus não nos abandona jamais.” São Padre Pio de Pietrelcina

Newsletter

Receba as novidades, artigos e noticias deste portal.